6 de mayo de 2013

León Felipe, Saludo, Rocinante

Saludo

¡¡YO te saludo, Rocinante!!
¡Viejo caballo sin estirpe!...
¡no tienes pedigree!
¡Oh Dios mío, Rocinante no tiene pedigree!
Historiadores, eruditos, detectives,
traperos
buscadores de pañales y baberos blasonados...
¡Rocinante, no tiene pedigree!
El caballo más "pura sangre" de la gran mitología española,
el loco centauro del delirio,
el primero y el más intrépido
de los cuatro caballos de la Aurora,
el único caballo del mundo
que conoce la palabra justicia,
el que condujo en su espinazo magro y sufrido
la humana y divina locura de España...
la posible locura de todos los hombres,
la Gran Esperanza del Mundo...
¡no tiene pedigree!

De su libro Rocinante

No hay comentarios: