25 de diciembre de 2006

Estos días azules y este sol de la infancia

¡Hola!
Sólo quería desearos unas felices fiestas y un feliz año 2007. Este año la tradicional postal que suelo enviar por correo electrónico ha sido distinta. Es una foto de mayo de 1988, en Benidorm. La he rescatado porque, en color, será la que utilice para la orla de la promoción de Ciencias Políticas y de la Administración, en la Universidad de Santiago de Compostela. El renacuajo, lógicamente, soy yo. El resto, como en los momentos más desternillantes de la casa real, obra del photoshop.

Pues eso, que lo paséis muy bien durante todo el año 2007.



2 comentarios:

Javier dijo...

Igualmente.
Esperemos que el 2007 empiece mejor que terminó el 2006, seguro que sí. A pesar de todo: ¡vivan los optimistas antropológicos!.
Salud.

Víctor Escapa Montaña dijo...

Eres tu Jorge el de la foto